Páginas

Qué no te puedes perder de Tokio

miércoles, 6 de febrero de 2019

Planificar la visita de una ciudad como Tokio puede ser complicado. Es una ciudad enorme con muchísimas cosas por ver. Y la verdad es que da igual los días que pases allí, no vas a poder conocerla entera. Harían falta años y aún así seguro que encuentras rincones nuevos. Teniendo todo esto en cuenta os voy a dejar aquí una lista de las cosas que yo considero imprescindibles de la capital nipona.

1. Centro de Tokio

La verdad es que del centro de Tokio no vi gran cosa, únicamente pude visitar la enorme calle comercial subterránea que se esconde en la estación de Tokio. La tienda que más me gustó fue el Pokémon Center que hay allí, yo creo que ninguna de esas tiendas repletas de Pokémon decepcionan a ningún fan. El resto de la calle subterránea es otra historia. Estaba absolutamente llena de gente, ver cualquiera de las tiendas era molesto y agobiante. Personalmente fue una visita que podría haberme ahorrado.


2. Ikebukuro

Estamos en un barrio pensado para el público del Yaoi. Cuando lees información sobre el barrio te dicen que es el Akihabara para mujeres y ciertamente hay una mayoría de publico femenino. No vais a encontrar tantas tiendas de anime y manga como en Akihabara y las que hay tienen sobretodo material de series Yaoi. Yo no conocía ninguna, por eso tampoco me terminaron de gustar. Pero no es lo único, hay varios centros comerciales y en uno de ellos pude visitar un Pokémon Center, que me gustó mucho. Algo que me resultó muy curioso en este barrio fue el edificio de máquinas recreativas. En Tokio hay máquinas recreativas por todos lados, es increíble la cantidad y lo mucho que los japoneses las visitan (se deben dejar medio sueldo). En los otros barrios estos centros de recreativos tenían una mayoría de publico masculino. En Ikebukuro esto no era así, había muchas más chicas jugando. Además, la última planta del centro estaba repleta de máquinas de fotografía que te aplicaban filtros de belleza (incluso había una zona de espejos y planchas del pelo para que las chicas se arreglaran antes de las fotos) y en esta planta no podían entrar hombres solos. Podían acceder únicamente si iban acompañados, por cada chica podía entrar un chico con ella. Era una zona con mucha gente y a ratos resultaba agobiante. 


3. Akihabara

El barrio freak por excelencia y quizá uno de los más conocidos. Akihabara es una locura de tiendas, está absolutamente lleno de tiendas relacionadas con anime y mangas. Pasa como en el resto de la ciudad y hay diferentes tiendas, cafeterías y restaurantes en cada una de las plantas de los edificios. Además de las tiendas de anime hay muchas tiendas de tecnología nueva y de segunda mano. En las tiendas de segunda mano pueden encontrarse juegos y consolas antiguas que son muy curiosas de ver y a mí personalmente me pusieron nostálgica. También hay muchos centros con máquinas recreativas (muy recomendable el juego de los tambores).
Como en todas las zonas de Tokio hay muchísima gente. Según tenía entendido era fácil encontrar cualquier cosa relacionada con manga, pero yo sobretodo vi material de las series actuales (que no conocía), Naruto, One Piece y Dragon Ball. Es cierto que había cosas de otras series pero en mucha menos cantidad. Por ejemplo, me costó horrores ver material de Full Meltal Alchemist o de InuYasha. Estando allí también visité un Maid Café. Para quien no lo sepa, los Maid Café son unas cafeterías donde las camareras van vestidas de sirvienta y tienen actitudes kawaii. La verdad es que me dio un poco de mal rollo, en la cafetería había también de señores de unos 45-50 años solos que pagaron por hablar con esas chicas. Pero los dulces estaban riquísimos (caros, pero muy buenos). Si queréis visitar alguno os recomiendo el que visité, Maidreamin.


4. Odaiba

Visité la bahía Odaiba para ver el atardecer desde allí porque decían que era precioso. Se trata de una isla artificial situada en la bahía de Tokio. La verdad es que fácilmente se puede pasar allí una tarde entera porque es bastante grande y hay cosas que ver. Para mí un punto a favor que tiene es que es un lugar tranquilo, hay zonas verdes y también una playa artificial. Tiene también diferentes centros comerciales aunque yo únicamente visité el Divercity. Allí había muchas tiendas de golosinas y de recreativas. Una que me llamó mucho la atención fue la de las cajas sorpresa, escogías una caja envuelta en papel de regalo que no sabías que contenía. A nosotros nos pilló la lluvia justo cuando empezó a ponerse el sol pero aún así fue una visita preciosa.


5. Shinjuku

Se trata de una zona de rascacielos, restaurantes y salas de juegos. La verdad es que es un lugar muy animado que está abierto hasta muy tarde y uno de los lugares donde me divertí más. Allí estuve en una zona con máquinas lanzadoras de pelotas para jugar a béisbol. Me hizo gracia ver a chicos japoneses vestidos de oficina que iban a batear después del trabajo. Allí probé además en un restaurante que estaba en la quinta planta de un edificio una comida típica que me gustó mucho (ya os hablaré de ella), estuvimos jugando con máquinas recreativas y fuimos a un karaoke 24 horas para cantar. El karaoke me encantó. Recomendadísimo. Así que esta zona vale la pena visitarla por la noche, cuando las luces de neones están encendidas. Además es una zona dedicada al ocio y por tanto pasar allí la tarde, cenar y salir por la noche es un plan perfecto.


6. Harajuku

La verdad es que de este barrio yo vi dos cosas, la calle Takeshita y un restaurante de empanadillas que había leído que tenían las mejores de todo Tokio. Es una calle muy colorida con muchas tiendas de diversas cosas. Hay cosmética, ropa, merchandising, comida... es un paseo cortito y bastante agradable a pesar de la cantidad de personas que había. Miré las tiendas que me hicieron más gracia y se me pasó volando. Las empanadillas estaban muy ricas también y como fuimos pronto no hubo cola. El lugar se llama Harajuku Gyoza Lou y solo tienen empanadillas de varios tipos, MUY recomendable.



En este barrio también se encuentra el parque Yoyogi y dentro de ese parque se esconde el otro templo que para mí es imperdible, el santuario de Meiji. La verdad es que lo bonito de este lugar es su entrada, realmente es como entrar a un bosque en mitad de la ciudad. Los árboles son muy altos y te da el efecto de haber salido de la ciudad y adentrarte en plena naturaleza. No se escuchan coches, se pueden oír a los animales que están entre los árboles. Para mí es una visita imperdible, un entorno mágico dentro de la ciudad.


7. Shibuya

El barrio del famoso cruce por el que cada día pasa más de 1 millón de personas y la estatua de Hachiko, una cosa está al lado de la otra. En esta zona hay muchísima gente, tiendas, luces y ambiente. Es una zona muy concurrida y animada, la verdad es que me gustó mucho pasear por allí. A pesar de que había gente lo cierto es que por los alrededores del cruce hay menos personas, la acumulación está más bien en la zona de la estatua (para la que hay que hacer cola). La verdad es que me gustó mucho esa zona.

8. Asakusa

Este barrio era bastante tradicional para lo que es Tokio y es visita obligada para ir al templo Sensoji. Es un templo muy grande y con muchos rincones que para visitar entero hay que dedicarle rato. Las calles que hay alrededor también son bastante tradicionales y se pueden encontrar locales con cosas muy monas y restaurantes con comida. La verdad es que fue el primer templo que visité en Japón y me gustó mucho. Ese día llovía y gracias a eso había menos gente de la habitual, pero aún así tenía muchísimos visitantes. 

Yo estuve una semana en Tokio y la verdad es que me quedaron muchísimas cosas por ver y creo que podría haberme quedado un mes y me seguirían quedando cosas. Tokio es enorme.
Espero que os haya gustado la entrada.

20 comentarios:

  1. No me perdería Akihabara por nada del mundo *.*

    ResponderEliminar
  2. Sin duda ideal para los fans pero no para mi. Gracias por la entrada.

    Un saludo!

    ResponderEliminar
  3. Hola!!!

    Muy buena entrada!!! Me gustaría ir alguna vez, y es bueno este tipo de info para saber un poco como moverte o por donde empezar. AUnque parece que una semana o dos se quedan cortas.

    Un saludo ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Una semana se queda corta, pero la verdad es que es un viaje maravilloso. Besos!

      Eliminar
  4. A mí me encantan los libros ambientados en Japón. No sé, tiene otro aura. Sí es verdad que viendo las fotos que nos enseñas me agobia la cantidad de gente que debe haber en la capital, igual es por eso que no me gustaría tanto ir. Bueno, eso y que la fobia a los aviones es real jajaja pero bueno, yo creo que si algún día me animo a ir a algún país sería a ciudades pequeñas, no a las capitales. Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues espero que puedas visitarlo y te lo pases genial. Besos!

      Eliminar
  5. Que viaje tan chulo te has marcado. Me encantaria mucho ir por aquellos lares.

    Saludos

    ResponderEliminar
  6. ¡Genial la entrada! Gracias por la guía, me encantaría visitar esta gran ciudad aunque es cierto que hay otras que me llaman muchísimo más.
    ¡Besos!

    ResponderEliminar
  7. hola,
    pues nunca me ha llamado Tokio, pero gracias por toda la informacion que nos pones. Sigo sin animarme pero me ha gustado como has hecho la entrada
    Besotessssssssssssss

    ResponderEliminar
  8. Siempre quise conocer esta cuidad, gracias por enseñarme algunos de sus sitios. Y gracias por pasar por mi blog, ya me hice tu seguidora.

    ResponderEliminar
  9. ¡Wow!
    ¡Qué contraste entre las fotos en los espacios verdes (paz, poca gente) con las de la ciudad (además del tumulto, se percibe el apuro).
    Muy buenas!

    ResponderEliminar
  10. Qué pasada de crónica, muy interesante todo lo que has contado :O

    ResponderEliminar

Podéis decirme que opináis. Tengo dos normas sobre los comentarios: SIEMPRE contesto y SIEMPRE los devuelvo.